martes, 12 de enero de 2010

Chanquete viaja en el tiempo para evitar su muerte y vengarse de la humanidad


Nada más aterrizar en nuestros días una revista de tirada mundial se hizo con la exclusiva de las declaraciones del viajero del tiempo, las cuales hemos transcrito hasta este blog.

Transquipción de la entrevista en Hola

Esta tarde hemos quedado para tomar un tentenpié en la terraza del café Gijón con este vengador atemporal, lo encuentro un poco cambiado quizás sea por el endoesqueleto de duritium (un 33% más duro que una cosa muy dura), las mechas rubias o las ganas de matar.

Periodista: Buenas tardes Chanquete.

Chanquete: Buenas tardes.

P: ¿Cómo ha conseguido llegar hasta nuestros días?

Ch: Fue fácil, sólo tuve que integrar un generador de fluzo y un Don pino en La Dorada.

P: ¿Y cómo fue el viaje?

Ch: Bien, me crucé con dos tipos en un Delorian, los machaqué en cuanto pude. Aunque antes de venir dejé unos cuantos cabos atados, cancelé la hipoteca, compré unas tierras y ahora estoy aquí, dispuesto a mataros a todos.

P: ¿Entonces cuál es el motivo de su viaje?

Ch: He vuelto para sumiros en el horror y la destrucción.

P: ¿Pero por qué?

Ch: Me enterrasteis vivo, ¡soy cataléptico maldito gilipollas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El Jes Extender es el opio del pueblo.
Al salir cierra la puerta que se escapa el gato.